Máquinas a cinta tápiz por lotes

Máquinas a cinta tápiz por lotes RMBC

Los componentes producidos en masa que pueden ser volteados, son ideales para el proceso de granallado por lotes a cinta tapiz, sin importar de qué materiales están hechos. Cualquier pieza, desde piezas de plástico pequeñas a grandes, piezas de forja, pueden tener un acabado al más alto nivel.
El sistema por lotes se puede extender a un sistema totalmente automático añadiendo un equipo de carga y descarga periférica.

Las máquinas a cinta tápiz por lotes también pueden equiparse con una cinta de acero (acero al manganeso) en lugar de una cinta de caucho reforzado. La cinta de caucho es adecuada para los componentes de un peso de hasta 150 kg (3.000 kg de peso por lotes).


Granalladora a cinta de alimentación continua RMBD

Con el desarrollo de esta granalladora para trabajos en continuo, Rösler ha llevado el pos-procesado totalmente automático de piezas mecanizadas al más alto nivel técnico. En este equipo, pueden tratarse, tanto material a granel, como piezas de formas complejas.

  • En comparación con el proceso en lote, los procesos continuos ofrecen algunas ventajas:
  • Carga y descarga continua de las piezas de trabajo
  • Fácil integración en los procesos productivos del cliente
  • Cada pieza puede tratarse individualmente sin golpearse entre ellas
  • El movimiento de la cinta permite que las piezas roten individualmente bajo el chorro de granalla
  • Manipulación sencilla de piezas
  • Los residuos de granalla y restos residuales se eliminan de las piezas antes de salir del proceso

Sistema de granallado / turbinas:
Las turbinas de granallado Rösler garantizan unos óptimos resultados de granallado en tiempos de proceso cortos, debido a la alta eficiencia de proyección de las palas de las turbinas GAMMA y de la posición/orientación de las turbinas.

Opciones de carga y descarga:
¡Estos van desde sistemas de elevación y volteo transportadores vibratorios, mesas giratorias "run off" y mucho más!
Permitiendo una integración óptima en las líneas de fabricación.

Mantenimiento:
Prácticamente todas las zonas sometidas a desgaste pueden alcanzarse sin problemas. El sistema de transporte de piezas puede quitarse del equipo por medio de un sistema de guías. De este modo, se minimizan los tiempos de inactividad y los trabajos de mantenimiento pueden desarrollarse de manera sencilla y rápida en una posición de trabajo cómoda.
La RMBD ha sido diseñada para permitir un fácil acceso a todas las piezas internas de trabajo. El sistema de transporte interno se monta sobre rieles y se puede extraer fuera de la máquina, para facilitar los trabajos rutinarios de inspección y mantenimiento de la máquina. De esta forma, se minimiza el tiempo de inactividad y reduce la fatiga del operario.